MISIÓN A AÑATUYA

Compartimos con ustedes un video realizado con imágenes de la misión realizada por el Grupo misionero de San Pantaleón el pasado enero de 2014 al km 454, Añatuya (Santiago del Estero).


PREDICACION 27 DE FEBRERO



San Pantaleón, Símbolo de Paz


Durante todo el año pasado, nos fuimos preparando para celebrar los 50 años de nuestro Santuario. Lo hicimos haciendo memoria de nuestra historia, con una mirada agradecida por todo lo que descubrimos al mirar nuestra historia, en este Lugar de Fe. Una Fe que es celebrada, compartida, alimentada y sostenida por tantos y tantos peregrinos que a lo largo de estos 50 años pasaron, y pasamos, por este Santuario.

¡El Año 2014 ya llegó! Ya comenzamos a vivir esta gran Fiesta,
que tendrá su festejo central el Domingo 27 de julio.
 
Queremos celebrar esta Fiesta como una celebración agradecida a Dios por las maravillas que ha hecho entre nosotros aquí, en nuestra historia en San Pantaleón; también queremos que esta celebración renueve nuestro presente con la Gracia de Dios; por último, como toda Fiesta cristiana, queremos vivir esta Fiesta como un verdadero anticipo gozoso de nuestra Bienaventuranza definitiva en el Santuario del Cielo.
  


En esta primera parte del año nos iremos preparando para la Fiesta del Santo,  meditando en la vida y el mensaje de nuestro Patrono San Pantaleón, con los nombres con que sus devotos y peregrinos lo hemos ido invocando con tanto cariño a lo largo de nuestro camino de Fe: Así, lo iremos contemplando como Símbolo de la Paz, Médico Milagroso, Mártir Glorioso, Sostén de nuestra Esperanza, Poderoso Intercesor, Amigo y Patrono.

Hoy comenzamos este camino, contemplando a nuestro Patrono como Símbolo de Paz.
Cuando – en los comienzos de nuestro Santuario- sus devotos comenzaron a llamar a San Pantaleón “Símbolo de Paz”, seguramente reconocieron (o, al menos, intuyeron) que nuestro Padre Dios no sólo lo había hecho intercesor para nuestra salud, sino que también a través suyo Él quería darnos la paz de Jesús. Y supieron descubrirla presente en ese viejo olivo que reverdecía con su sangre de mártir. 
Así lo decía una de las primeras oraciones: Te suplicamos, Oh Dios Omnipotente, nos concedas por la intercesión del siempre milagroso médico San Pantaleón, que Tú usaste como señal de paz para tu Iglesia, al hacer brotar llena de hojas y de frutos la planta de olivo donde lo torturaron, la paz para nuestra conciencia, la de nuestras familias, nuestra Patria y el mundo entero...”  

 
Esa misma Paz la encontramos aquí, en su Santuario, cada vez que sentimos que Él escucha nuestras oraciones; cada vez que celebramos la Misa donde Jesús vuelve a entregarnos su paz; es aquí donde Jesús nos hace renacer a su Vida llena de paz en el Bautismo; donde cura nuestras heridas con el Óleo de los Enfermos en el Sacramento de la Unción; donde podemos recobrar la paz en nuestro corazón por el perdón de nuestros pecados en el Sacramento de la Reconciliación y donde, a través de tantos gestos fraternos de muchos servidores, recibimos y nos llevamos la paz de Dios en nuestro corazón. A través de todas estos caminos,(que hallamos representados en este pequeño retablo, junto al Altar)  es el mismo Jesús y su discípulo San Pantaleón, los que nos regalan su Paz. Por eso, San Pantaleón es, a la vez, símbolo y señal de la Paz de Dios para nosotros. 

Como devotos y peregrinos de San Pantaleón, estamos llamados a ser instrumentos y mensajeros de su Paz. Por eso hoy rezaremos la oración de San Francisco de Asís y al terminar nuestra celebración nos llevaremos un mensaje de Paz para que, recibiéndola en nuestro corazón, podamos compartirla con nuestros hermanos. 



PREDICACION DEL 27 DE ENERO


27 de enero de 2014
Comenzamos a celebrar juntos,
la gran Fiesta de los 50 años del Santuario de San Pantaleón”


 Durante todo el año pasado, nos fuimos preparando para celebrar los 50 años de nuestro Santuario. De esa manera, quisimos ir disponiendo nuestro corazón para esta gran fiesta. Lo hicimos haciendo memoria de nuestra historia, con una mirada agradecida por todo lo que descubrimos al mirar nuestra historia, en este Lugar de Fe. Una Fe que es celebrada, compartida, alimentada y sostenida por tantos y tantos peregrinos que a lo largo de estos 50 años pasaron, y pasamos, por este Santuario.  

 En la primera parte del año, queremos meditar en la vida y el mensaje de nuestro Patrono San Pantaleón. Lo haremos, invocándolo cada día 27 con aquellos mismos títulos con los que nosotros, sus devotos, lo fuimos invocando con tanto cariño a lo largo de nuestro camino de fe personal y como Comunidad del Santuario: Símbolo de la Paz, Médico Milagroso, Mártir Glorioso, Sostén de nuestra Esperanza, Poderoso Intercesor, Amigo y Patrono.  

  Y luego de celebrar su gran Fiesta, el día 27 de julio, vamos a dedicar los días 27 de la segunda parte del año a profundizar en lo que significa desde Dios este Santuario que hace 50 años comenzó su historia de gracia aquí. Y lo haremos meditando juntos en aquellas expresiones que de alguna manera nos hablan de nuestro misterio y de nuestra misión como Santuario de la Salud. Así, en esos otros días 27 iremos reflexionando en nuestro Santuario como lugar donde se siembra la Buena Semilla; como Posada de los Peregrinos; Casa del Padre Misericordioso; Santuario donde se viven las Bienaventuranzas; como la Catedral de los corazones sencillos.  

Al mirar hacia atrás también descubrimos que fue por la fe que...

... un grupo de italianos trajo la imagen de San Pantaleón a nuestro barrio de Mataderos y así se quedó para siempre entre nosotros. 

... el Padre Cimino, confiando en Dios, comenzó la vida del Santuario en unos tranvías 

... y gracias al amor y a la generosa colaboración de tantos devotos del Santo, se construyó la primera Capilla dedicada a San Pantaleón 

... el Padre Luciano Zurro hizo realidad el sueño del nuevo Templo 

... la devoción a San Pantaleón fue creciendo cada vez más y extendiéndose por todos lados, multiplicándose en muchas Parroquias, Capillas y Ermitas de todo el país 

... muchos fuimos continuando la obra que comenzaron otros servidores que nos precedieron 

... familias enteras han transmitido y celebrado la Vida de Dios en los Sacramentos de la Iglesia  

En el evangelio Tomás pidió ver signos para creer en Jesús. San Juan nos cuenta que muchos signos que Jesús realizó fueron escritos en su evangelio para ayudarnos a creer. 

Nosotros, sin pedir signos, reconocemos a nuestro Santuario como si fuera un evangelio abierto que nos ofrece un montón de signos que nos hablan de nuestra fe y que nos ayudan a crecer en ella. 

Por eso nos sentimos felices
y queremos dar gracias a Dios
por todo lo que nos regaló a lo largo de estos 50 años
 


 

MONUMENTO AL CURA BROCHERO EN MATADEROS

Monumento al Cura Brochero en Mataderos
 
Un cura gaucho en un barrio gaucho
 
En estos lugares de nuestra Ciudad, se recib en las llaves para el Monumento"
 
-         Santuario de San Pantaleón, en el barrio de Mataderos (Monte 6869).
-         Santuario de San Cayetano, en el barrio de Liniers (Cuzco 150)
-         Santuario de San Expedito, en el barrio de Once (Bartolomé Mitre 2431)
-         Iglesia Regina Martyrum, en el barrio de Congreso (Hipólito Irigoyen 2025)
-         Casa de la Provincia de Córdoba, en el barrio de Congreso (Callao 332)
-         Museo Criollo de los Corrales, en el barrio de Mataderos (Av. De los Corrales 6476)
 
Por favor, colaborar y difundir.
 
 

COMENZARON LOS ARREGLOS DEL TECHO

Ya está en marcha
el arreglo del techo del templo,
preparando nuestra casa
para la celebración del cincuentenario. 
¡Gracias a todos los que acercaron
su aporte generoso!






EL CURA BROCHERO EN MATADEROS



          La Legislatura de la Ciudad de Buenos Aires realizó este martes un homenaje al beato Cura Brochero, emplazando una placa en su recuerdo en la plazoleta de Avenida de los Corrales y Timoteo Gordillo. El acto fue presidido por el vicepresidente 1º Cristian Ritondo. En la ocasión expresó: “Tres palabras centrales que definen a José Gabriel Brochero. Fue cura, fue gaucho. Es beato, ha sido ascendido a los altares por su santidad y vida ejemplar. Ha sido un cura que forjó su misión procurando construir entre los hombres amistades verdaderas. Los amigos se hacen con el trato, queriéndose y ayudándose en las buenas y en las malas, compartiendo los gozos y las penas. La amistad se hace con los mayores valores de la intimidad del hombre. Él buscó con su trabajo sacerdotal que los hombres se tratasen como amigos entre ellos y a la vez se amigasen con Jesús”.


ORACIÓN DE BENDICIÓN PLACA CURA BROCHERO

Señor, hace pocos días que hemos tenido la inmensa dicha
de que un hijo de nuestro pueblo,
el sacerdote José Gabriel del Rosario,
fuera declarado Beato
por su Santidad, el Papa Francisco.

En este día, al hacer esta oración
en el corazón de nuestro barrio,
cerca del monumento al Resero
y de la Ermita de nuestra Virgen Gaucha,  queremos agradecer tu amor de Padre
que nos ha regalado en la figura del Cura Brochero,
un abnegado sacerdote y un ciudadano ejemplar. 
Él ha sido de verdad, un hombre de Dios para su pueblo
y un verdadero discípulo misionero de tu Hijo Jesucristo.


Él no sólo se preocupó con el crecimiento espiritual de sus feligreses,
sino que, con profunda lucidez y tesón,
procuró el bienestar material de sus paisanos serranos
y trabajó incansablemente por el desarrollo
de aquella inmensa región del oeste cordobés,
por entonces tan postergada.


Haciendo esta oración hoy en este barrio de Mataderos
– entrañable pedazo del campo en la ciudad - 
queremos pedirte Señor que la presencia
de este Cura Gaucho entre nosotros, nos alcance tu bendición.
Que su ejemplo de predicación evangélica
y de una vida pobre y entregada,
nos anime siempre a trabajar preferencialmente
por nuestros hermanos más postergados,
en un clima fraterno de solidaridad y de amistad social.


Y a vos, Cura Gaucho y Buen Pastor,
te pedimos que así como recorriste incansablemente
las montañas y los caminos de tu Traslasierra
montado en tu inseparable compañera, la mula malacara, 
también hoy nos acompañés en nuestros caminos
y nos enseñes a trabajar por la felicidad de nuestro pueblo
y la grandeza de nuestra patria.


Por todo esto, te rogamos Padre Bueno que bendigas
+ estas placas que hoy descubrimos
en homenaje al Cura Brochero
y que nos concedas la dicha de que,
muy pronto, en este mismo sitio
podamos estar inaugurando el anhelado monumento
que en su honor y recuerdo este grupo de instituciones solicita.

 
Te lo pedimos, por tu Hijo Jesucristo,
nuestro hermano y nuestro Salvador,
a quien muchos de nosotros reconocemos
como el Resero de nuestra vida. Amén.


   
      El Vicepresidente primero de la Legislatura señor Cristían Ritondo, comprometió su apoyo para la futura construcción del monumento al Cura Brochero, tal cual era el proyecto original, manifestando que el tema sería incluido en el presupuesto de la Legislatura para el año próximo.
       De esta manera, es muy probable que el mismo sea inaugurado en el transcurso de 2014, año en el que se cumplen 100 años de la muerte del Cura Brocher y 50 años de nuestro Santuario.